2 agosto 2021

Comunicación Consciente

‘Siempre dejará dudas revisar el patrimonio a cualquier secretario’: Ildefonso Guajardo

Se quejó de que ‘quieren que no tome protesta como diputado federal porque los diputados tienen derecho a un fuero’.

Ildefonso Guajardo, secretario de Economía del gobierno de Enrique Peña Nieto, acusado hoy por la Fiscalía General de la República de enriquecimiento ilícito, reconoció que en una revisión patrimonial a “cualquier secretario de Estado siempre va haber dudas porque tienes cuentas, ventas, compras; pero te tienen que dar la oportunidad de aclarar la licitud de esos recursos”.

En entrevista con Guillermo Ortega para EL FINANCIERO Bloomberg, Guajardo explicó que, bajo la sospecha de que como miembro del Consejo de Administración de Pemex pudiera tener alguna responsabilidad en los actos de corrupción en la empresa, la Secretaría de la Función Pública pidió al área de Análisis de Evolución Patrimonial que iniciara una revisión de sus bienes.

“Lo hicieron y en diciembre de 2019 me mandaron la conclusión del análisis y me refieren cinco observaciones”, indicó. “Soy muy claro y muy abierto. Tengo mi conciencia absolutamente tranquila”, sostuvo.

“Se hizo una revisión y desde el 2007 yo no tengo ninguna operación inmobiliaria; las cuentas que he tenido toda mi vida son mi cuenta de Bancomer, mi tarjeta de crédito, que abrí cuando fui funcionario”, afirmó.

Entre las cinco observaciones requeridas están: una de que recibió, al inicio de 2014, cuatro cheques por un total de 708 mil pesos; otra de una transferencia en el mismo año por 400 mil pesos; un par de depósitos de 50 mil, 60 mil pesos en 2014, “otra de 50 mil pesos en mi tarjeta de crédito y en mi cuenta de cheques; y la adquisición de un cuadro de un pintor oaxaqueño”.

Se quejó de que “quieren que no tome protesta como diputado federal porque los diputados tienen derecho a un fuero”. Pero, “fuero o no fuero, para mí esta defensa tiene que ver con mi prestigio personal, y los fueros no hacen ni quitan prestigio personal”, enfatizó.

Aclaró que “confié en el Presidente de que las instituciones públicas no iban a ser utilizadas como medios de persecución, y todavía confío en que así sea”.

La FGR aclaró que no hay “persecución” contra Guajardo y que el supuesto repudio que hizo en 2014 de la mitad de un inmueble que les fue legado a él y a su hermana “no corresponde con la cantidad que dice haber depositado por ese origen”.

www.elfinanciero.com.mx